Pastel de manzana alemán (Apfelstrudel)

Pastel de manzana alemán (Apfelstrudel)

El Apfelstrudel es un pastel relleno, principalmente, de manzana, original de Alemania y Austria, de ahí el nombre Apfel significa manzana en alemán, y strudel  es una especie de remolino. También lleva pasas, frutos secos y especias, y todo ello envuelto en una masa muy fina.

El secreto está en ser generosos con las especias del relleno, pues le confieren su especial aroma y sabor.

Es un postre típico del centro de Europa, si bien la receta más conocida es la alemana. He simplificado la receta utilizando masa Filo ya que se gana tiempo y sale también muy crujiente. Se puede preparar en un rollo grande, es decir de manera tradicional, pero podemos hacer también pequeños rollos individuales.

Para 8 – 10 personas

Abreviaturas

  • c.s. = cucharada sopera
  • c.p. = cuchara de postre

Ingredientes para el pastel de manzana alemán

  • 1 paquete de masa Filo
  • 1 kg de manzanas tipo Golden
  • 2 c.p. de azúcar vainillado (o aroma de vainilla)
  • 120 gr. de azúcar
  • 1 chupito de ron
  • 4 c.s. de pasas (60 gr.)
  • 1/2 zumo de limón
  • 2 c.p. de canela
  • 4 clavos en polvo (se pueden machacar en un mortero que sólo utilizaremos para este fin)
  • 50 gr. de piñones
  • 50 gr. de nueces, picadas en trozos no demasiado pequeños
  • 150 gr. de mantequilla
  • 100 gr. de pan rallado
  • 3 c.s. de avellanas molidas
  • Azúcar glass para decorar

Preparación del Apfelstrudel o pastel de manzana alemán

La noche anterior poner en remojo las pasas en el ron para que estén blandas y tomen sabor.

Para las migas de avellana

  1. Echar en una sartén la mantequilla.
  2. Cuando se haya derretido, añadir el pan rallado y tostarlo a temperatura medio-alta, revolviendo constantemente y con cuidado de que no se queme; tiene que coger un color caramelo.
  3. Entonces agregar las avellanas y seguir tostando las migas unos minutos, vigilando siempre que no se queme.
  4. Apagar,  retirar la sartén del fuego y dejar enfriar.

Precalentar el horno a 200º grados. 

Para el relleno de manzanas

Para trabajar con facilidad el relleno, utilizar una fuente honda grande.

  1. Echar en la fuente las pasas con el ron
  2. Echar el zumo de limón
  3. Pelar las manzanas, quitarles el corazón y cortarlas muy finas. Ir echándolas en la fuente según se cortan y remover bien para que se impregnen del zumo de limón. De esta manera evitamos que se oxiden.
  4. Añadir el azúcar, el azúcar vainillado, los piñones, la canela, el clavo en polvo. Remover bien.
  5. Añadir las migas de avellana y remover.

Preparación de la masa

Desde que se abre el paquete de la masa filo, hay que trabajar con ella muy deprisa porque se seca con muchísima facilidad y se puede romper. Os recomiendo extender sobre la mesa un mantel pequeño húmedo (no mojado) para mantener la masa con cierto grado de humedad. Asimismo, debéis proteger la masa Filo que dejéis en espera con un trapo de cocina húmedo.

  1. Preparar previamente la bandeja de horno donde vamos a poner el pastel de manzana. Para ello ponemos una hoja de papel de horno encima de la bandeja y procuramos tenerla a mano, cerca de la mesa de trabajo.
  2. Preparar una taza con un poco de mantequilla derretida y un pincel de repostería.
  3. Extender sobre el mantel dos hojas de masa Filo, superponiendo los bordes. (ver fotos)
  4. Untar toda la superficie con un poco de mantequilla.
  5. Colocar una hoja de masa Filo en el centro, es decir sobre la unión de las dos hojas anteriores, y untarla de mantequilla.
  6. Para finalizar, colocar otras dos hojas de masa Filo, de la misma manera que las primeras y untarlas de mantequilla.
  7. Verter el relleno sobre la base de hojas Filo y extenderlo sin llegar a los bordes. Hay que dejar unos 5 cm de masa libre.
  8. Doblar hacia dentro todos los bordes, para que el relleno no se salga cuando enrollemos el pastel.
  9. Ahora hay que ir enrollando el pastel para que quede como un brazo gitano. Para ello nos ayudamos con el mantel, levantándolo con las dos manos. De esta manera levantamos la masa sin tocarla con las manos porque se rompería. Y empezamos a enrollarlo con cuidado. Cuando ya hemos dado casi una vuelta ya podemos trabajarlo con las manos.
  10. Depositar el pastel de manzana encima de la bandeja de horno, con ayuda del mantel para que no se rompa. Hay que procurar que el cierre de la masa quede hacia abajo, para que se vea una zona de masa lisa por encima.
  11. Untar todo el pastel de manzana con mantequilla, sobretodo los extremos, para que toda la masa quede crujiente.
  12. Diseminar por encima del pastel de manzana las nueces en trocitos para decorar. Además, tostadas en el horno están buenísimas.
  13. Cocer en el horno, en la rejilla de en medio, a temperatura de 200º grados durante unos 40 min.
  14. Sacar del horno y dejar enfriar.
  15. Decorar espolvoreando azúcar glass por encima, con ayuda de un colador.

 

Aunque se indica el tiempo de cocción, es necesario vigilar para que no se queme. En el caso del Apfelstrudel, el color que toma la masa nos indica cuando está hecho.

El Apfelstrudel o pastel de manzana alemán es un postre que se puede tomar templado o frío, sólo o acompañado con helado o con nata montada. Merece la pena hacer esta receta artesanal en casa porque es una verdadera delicia.

En el caso que prefiramos hacer rollos individuales, entonces utilizaremos sólo una hoja de masa Filo para cada rollito, colocando el relleno en un extremo de la hoja, para que al enrollarla se formen varias capas de masa.

Estas herramientas de cocina te pueden ayudar a elaborar el pastel de manzana:

Si te interesan las recetas caseras y tradicionales, prueba a ver nuestra receta de cocido madrileño.

Sígueme y dame un like ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.